Evita confusiones entre la base fiscal y el costo fiscal
base

Evita confusiones entre la base fiscal y el costo fiscal

La base fiscal es definida por los expertos tributarios como el importe atribuido a los activospasivos e instrumentos de patrimonio que están regulados en la legislación fiscal aplicable.

El importe atribuido se determina para fines fiscales; de esta forma el importe por el que figuran en un balance fiscal, los activos pasivos e instrumentos de patrimonio se traduce como la base fiscal.

Por otro lado, la base fiscal de un activo es el importe que será deducible a efectos fiscales de los beneficios económicos que una empresa obtenga en el futuro cuando recupere sus activos.

TE PUEDE INTERESAR: CUANDO LA AUDITORÍA CONOCIÓ LA TECNOLOGÍA

El costo fiscal se refiere a los Marcos Técnicos Normativos contables, a menos que el Estatuto especifique lo contrario. Muchas personas confunden base fiscal con costo fiscal para la determinación del impuesto diferido. No siempre se pueden tomar los datos de la declaración de renta y compararlos con la NIIF, aunque en algunas ocasiones se llegue al mismo valor, esto es un error.

Además, la base fiscal se debe determinar en función de la recuperación de dicho importe mediante venta. Esto queda especificado en la Sección 29 de la NIIF para Pymes; además se exige una evaluación como si los beneficios fueran iguales a los importes en libros del activo.

Por lo tanto, según la respectiva reglamentación para las Pymes hay que pensar como si el activo se vendiera en la fecha de reporte, al importe en libros y determinar así su importe deducible. Solo así se puede establecer la base fiscal.