¿Qué rol juegan los sentimientos en la búsqueda de empleo?

¿Qué rol juegan los sentimientos en la búsqueda de empleo?

Las cifras del desempleo parecen ir en aumento, problemáticas como la informalidad laboral, las brechas salariales y la edad, han dejado resultados poco favorables para los colombianos. Para fomentar el crecimiento del empleo y de los niveles de vida de los colombianos, es necesario remover las barreras estructurales que impiden la generación de mayores puestos de trabajo.

 

Quienes más sufren con estas limitaciones y falta de oportunidades laborales son los ciudadanos de a pie que luchan todos los días por conseguir un empleo. Las entrevistas laborales y el papeleo para acceder a un empleo estable hacen de esta búsqueda algo temerosa y agobiante.

 

Te puede interesar: Etapas para que un bono pensional sea integrado al capital de financiación de la pensión

 

Cada persona que sale con la necesidad de encontrar un empleo, no solo lleva a cuestas la responsabilidad de mantener una familia, responder por deudas y gastos sino también un mundo de emociones difíciles de describir. Constanza Triana, coach para la empleabilidad y Directora de Vera Ikona señaló que las emociones que siente una persona sin empleo, son las de la frustración y negatividad.

 

Aunque en Colombia existen entidades como cajas de compensación, universidades e instituciones públicas y privadas que  ofrecen asesoría y apoyo a los desempleados, estos se empeñan en entregar herramientas técnicas para la búsqueda de empleo que van desde cómo hacer una hoja de vida hasta cómo navegar en portales especializados. Según expertos, esa información sí ayuda, pero deja por fuera el aspecto más importante de todos para conseguir empleo: el estado emocional. 

 

Los baches emocionales que puede sufrir una persona ya sea por la pérdida del empleo o por la falta del mismo, pueden generar hasta enfermedades. El Ministerio de Trabajo en conjunto con la Organización Internacional del Trabajo, recientemente han hecho énfasis en la generación de empleo y en respetar los derechos de los trabajadores, no obstante, es primordial que las agencias de empleo o entidades que promueven ayudas para desempleados, se enfoquen en brindar estabilidad emocional mientras se solventa la falta de empleo.

 

Sin embargo, en el área laboral es necesario distinguir las capacidades emocionales con las aptitudes que se puedan desempeñar en el trabajo. Las habilidades que se aprenden son distintas a los acontecimientos que surgen después de algún hecho relevante en la vida, estas dos no pueden ser comparadas ya que son dos campos totalmente diferentes del ser humano.

 

Por ello, las personas deberán trabajar en la actitud, aunque parezca una situación difícil de manejar, es fundamental que la mente se encuentre positiva y dispuesta a enfrentar los nuevos retos. Las personas que se encuentran atravesando por épocas de desempleo deberán confiar más en sus habilidades y reconocer sus capacidades profesionales, éticas y en todo lo que pueden ofrecer a una compañía.