Las brechas generacionales no son un problema en el trabajo
brechas generacionales

Las brechas generacionales no son un problema en el trabajo

“Algunas empresas con amplia trayectoria en el mercado llegaron a sentir temor por integrar a estas generaciones en un mismo espacio de trabajo. Pero se encontraron con que las brechas generacionales no eran un problema para que  trabajaran en conjunto y lograran cumplir con las expectativas de los empleadores.” 

Quienes aseguran que entre generaciones no se la llevan bien, no están complemente en lo cierto. Los jóvenes y los adultos de diferentes años de nacimiento tienen algo en común: la pasión y el compromiso por sus trabajos. 

Se entiende que la generación Y, X y millennials son aquellos que tienen edades entre los 49 años y 16 años. Mientras que los baby boomers hacen parte del grupo de personas con edades entre los 50 y 65 años. Muchos pensarían que la diferencia de edades podría ser un problema en el área laboral, pero lo que pocos saben es que estos dos grupos hacen muy buen equipo a la hora de trabajar. 

TE PUEDE INTERESAR: CONOCE LOS NEGOCIOS QUE SE MANTIENEN A PESAR DE LAS CRISIS ECONÓMICAS

Así lo confirmó la Revista Forbes, quien mediante un estudio afirmó que nueve de cada diez millennials considera que los baby boomers son una gran fuente de conocimiento y experiencia. Asimismo, un 93% de los baby boomers encuestados admitieron que las nuevas generaciones son muy importantes dentro de una compañía. Dado que aportan nuevas aptitudes e ideas frescas al trabajo.

Algunas empresas con amplia trayectoria en el mercado llegaron a sentir temor por integrar a estas generaciones en un mismo espacio de trabajo. Pero se encontraron con que las brechas generacionales no eran un problema para que  trabajaran en conjunto y lograran cumplir con las expectativas de los empleadores. 

De acuerdo con el mismo estudio, resulta beneficioso para las organizaciones mantener a los jóvenes con los más adultos. Debido a que ambas partes aportan ideas muy provechosas. Por un lado, están las ideas creativas y por el otro la ejecución y planeación de las mismas. 

Lo que parecía un desafío para las empresas y para las mismas generaciones se ha convertido en una ventaja para todos. Pues los más jóvenes están aprendiendo a ser líderes y emprendedores gracias a los más grandes. Y los más grandes están aprendiendo a optimizar recursos y tiempo gracias al aporte intelectual que hacen las nuevas generaciones. 

TE PUEDE INTERESAR: EMPRENDIMIENTO: CUATRO CONSEJOS PARA ALCANZAR EL ÉXITO

Hay que aceptar que los baby boomers en algunos casos presentaban problemas con el uso de la tecnología. Pero millennials, y las siguientes generaciones ayudaron a que estas personas se adaptarán fácilmente a la era digital. 

Es necesario mencionar que, si en una empresa aún existen diferencias por el trabajo realizado entre estas generaciones, los empleadores deberán optar  por medidas que permitan la inclusión de estas personas beneficiándose por igual.

Es pertinente fomentar el diálogo, desarrollar destrezas intergeneracionales y juntarlos en proyectos donde todos tengan voz y voto. De esta manera será mucho más fácil acoplarlos y acabar con las brechas generacionales que no permiten hacer un trabajo productivo y de calidad.