Nuevas regulaciones para las transacciones con criptomonedas en Estados Unidos

regulación criptomonedas

Nuevas regulaciones para las transacciones con criptomonedas en Estados Unidos

La situación compleja que está atravesando Estados Unidos está conllevando a un conjunto de activos tradicionales y digitales a experimentar movimientos drásticos que sin duda han causado estragos entre los inversionistas de los mismos.

Para más detalles haz clic en el enlace de la imagen.

Las criptomonedas en Estados Unidos representan una de las fuentes de ingresos que muchos han adoptado tras las diversas crisis que esta potencia mundial ha atravesado.

La adopción de Bitcoin y otras monedas digitales se ha incrementado de forma notable no solo por particulares sino por muchas compañías que desean diversificar sus inversiones y tratar de almacenar valor en este tipo de activos digitales, todo esto y más en Bitcoin-Prime trading system.

Relación entre EE.UU. y las criptomonedas

Han pasado 13 años desde que Bitcoin fue creado como instrumento financiero que llego para facilitar las transacciones con dinero, sin necesidad de hacer uso de terceros
o intermediarios como las entidades bancarias sino la utilización de una plataforma conocida como blockchain.

Lo que nació como un proyecto a futuro, se ha ido adoptando de forma masiva en muchos países del mundo. Pero, lo que es más interesante es que Estados Unidos se
encuentra entre los primeros países cuyo uso y manejo es bastante elevado.

Lo interesante de estos activos digitales es que transciende más allá del uso y transabilidad del dinero como tal, las personas, corporativos e incluso países están haciendo uso de estas con la finalidad de diversificar las carteras de inversiones y poder almacenar valor en un activo completamente diferente a los tradicionales.


La relación entre los particulares y las criptomonedas hasta la fecha se ha desenvuelto de forma natural, donde el continuo aprendizaje sobre la tecnología que las soporta es el aspecto fundamental para ejecutar operaciones seguras y transparentes.


Aunque para el estado Norteamericano no resulta tan como convivir con las criptomonedas, está comenzando a evaluar diversas formas de poder regular las operaciones criptográficas, lo que supondría la intervención de un ente o tercero en la operatividad de estos instrumentos financieros.

La adopción masiva de Bitcoin es un reto para EE.UU

Analistas y especialistas en economía y finanzas suelen sugerir que las monedas digitales han llegado para quedarse, puesto que ofrecen a sus usuarios la posibilidad de invertir desde una perspectiva 100% tecnológica, pero, que es aplicable a cualquier sector como por ejemplo el de Bienes raíces, el arte a través de los NFT, el comercio
tradicional entre muchos más.


La adopción de las criptomonedas ha superado las posiciones de muchos que incluso han llegado a sugerir que esta ha sido rápida y considerable que la adopción del mismo internet y las demás nuevas tecnologías.

Aunque el lenguaje de las criptomonedas y los conceptos que maneja suelen ser un tema nuevo e innovador, para muchos ha sido fácil adaptarse y poder ver los aspectos
positivos y de cuidado que esa tecnología basada en la Blockchain ofrece para el mundo de las inversiones que cada vez se digitaliza con mayor rapidez.

Los usuarios de las criptomonedas han demostrado estar cómodos con la tecnología Blockchain puesto que se pueden realizar las transferencias de forma rápida, segura y sin intermediarios, desde cualquier parte del mundo un aspecto que para la banca tradicional resulta costosa y compleja.

Proyecto de Ley de Innovación Financiera Responsable

Cuando se crea un Proyecto de Ley es necesario reconocer que estos suelen ser bocetos de lo que pudiera constituirse en una ley, debido a que son imperfectos y están sujetos a modificaciones de acuerdo a las discusiones que se van generando entorno a él.

Uno de los aspectos que se discuten en este proyecto de ley de regulación de las criptomonedas en Estados Unidos, es la evaluación de los activos digitales para saber cuál sería el ente que debería regularlas, es decir como un activo financiero o como commodities.

La finalidad de este tipo de propuestas es mantener a los usuarios de las criptomonedas en un esquema financiero tradicional, donde las operaciones son controladas por las entidades bancarias anulando la naturaleza descentralizada de las mismas.

Esto ofrece un ecosistema controlado y que de cierta forma pudiera atraer con mayor confianza a las personas que desean invertir en criptomonedas, además de generar un conjunto de normas para la tributación de los ingresos obtenidos por conceptos de intercambio de criptomonedas.

Conclusión

El gobierno Norteamericano quizás este atravesando una de las etapas inflacionarias más elevadas y complejas en su historia, lo que sin duda ha afectado la valoración de las monedas digitales, llevándolas a tocar piso considerablemente bajos.

Todo esto impulsa el hecho de que Estados Unidos se ha caracterizado por poseer el liderazgo en cuanto a la adopción de tecnologías que contribuyen a la protección de las inversiones financieras, un aspecto que quizás las monedas digitales aun no tienen cubierto, pero que EEUU desea controlar.

Es allí cuando las criptomonedas ante su carácter descentralizado demuestran un comportamiento a la vez renuente ante el control que se pretende ejercer, mas es un mercado abierto a cualquier propuesta que beneficie siempre a las partes.