Mujeres millennial, una mirada sobre su situación actual - Revista Contamos
mujeres millennial

Mujeres millennial, una mirada sobre su situación actual

El Instituto Centroamericano de Administración de Empresas publicó recientemente un estudio sobre las mujeres millenial. En este se abordan temas como la situación laboral y social de las mujeres nacidas entre los años 1980 y 1996 en la actualidad.

Para el estudio se escogieron 4 capitales de Latinoamérica, y Bogotá figura entre una de las ciudades. Entre otras cosas, el objeto de análisis fue comprender las motivaciones de las mujeres millennial, así como sus expectativas y actitudes en el escenario actual.

Precisamente, la sociedad considera a los millennial como una generación poco preparada y sin proyectos a largo plazo. Sin embargo, los resultados del estudio demostraron todo lo opuesto al pensamiento generalizado. Así, el análisis identificó que las mujeres millennial son parte fundamental del desarrollo de la sociedad y de la economía de sus países.

TE PUEDE INTERESAR: “ESE NO ES TRABAJO DE MUJERES”: LO QUE DICE LA LEY

Por ejemplo, el 78% de las mujeres profesionales estudiadas en la muestra cuentan con su título universitario, e incluso más del 20% ha cursado al menos un posgrado. Esto evidencia una superación en términos de preparación, con relación a las generaciones anteriores, pues solo la mitad de sus padres cuenta con estudios primarios o secundarios.

Igual sucede con las parejas de las mujeres millennial: solo el 65% de ellos cuenta con estudios profesionales y el 15% con un posgrado. Por lo tanto, ellas hacen parte de un nivel de formación sobresaliente y competitivo con respecto a su entorno directo.

Los retos de las mujeres millennial

Sin embargo, todavía queda por recorrer y mejorar en términos de inclusión en el mercado laboral. Existen 22 millones de mujeres en Colombia, poco más de la mitad de la población total del país; sin embargo, menos del 43% hace parte de la población económicamente activa.

Sumado a esto, las mujeres millennial reciben salarios de un 12% menores que el de los hombres. Esto sin dejar de lado las exclusiones sobre los “oficios de la mujer”, que los valores patriarcales imponen en las estructuras laborales.

Por lo tanto, los países tiene la responsabilidad de permitir los mecanismos necesarios para alcanzar la igualdad en escenarios laborales y sociales. Es en ese sentido que Naciones Unidas lanzaron la iniciativa ‘Por un planeta 50-50 en el 2030: damos el paso hacia la igualdad de género’.